Qué Son las Emociones Realmente

Qué son las emocionesHoy hablaremos de qué son las emociones realmente.

Todos tenemos una idea general de qué son las emociones, ya que todos las experimentamos a diario.

Aun así, hay una cierta confusión al respecto. Aunque estamos acostumbrados a ellas, no siempre sabemos qué son realmente ni qué función tienen en nuestra vida. Y esto hace que nos cueste comprenderlas y gestionarlas.

Por este motivo, hoy hablaremos de qué son las emociones en detalle.

Tienen un papel mucho más profundo de lo que parece a primera vista.

El Origen de las Emociones

En primer lugar, para entender bien qué son las emociones, empezaremos haciendo un viaje en el tiempo: retrocederemos hasta el momento de la primera creación. Como veremos en breve, ese momento es muy importante para comprender las emociones.

Quizás de entrada puede sorprender esta idea. El origen de la creación es uno de los misterios más grandes de la existencia, y a menudo creemos que está fuera de nuestro alcance llegar a resolverlo.

Pero no es así en absoluto.

De hecho, en el fondo de nuestro corazón todos sabemos lo que pasó, porque estábamos allí.

Así que más que escuchar esta historia, te invito a abrir tu corazón y sentirla. Tú estabas allí.

Y lo que sucedió fue que, el Creador (o Dios, o como lo queramos llamar) tuvo un pensamiento.

Ese fue el momento en el que se hizo la luz: en un momento no había nada, solo puro vacío, y al siguiente había un pensamiento.

Solo con esto, ya podemos entender muchas cosas de la existencia.

¿Cómo empezó todo? Con un pensamiento.

¿Qué es la luz? Pensamientos.

¿Qué es la realidad en su última esencia? Pensamientos.

Pero de cara a entender las emociones, que es el tema de hoy, lo más importante es que, en el momento de tener ese primer pensamiento, el Creador sintió una gran alegría.

En el momento de la creación, el Creador vio que podía expresarse y crear cosas nuevas, y esto lo llenó de ilusión, amor y felicidad.

Es decir, la primera emoción que existió fue la felicidad. Y se produjo cuando, como consecuencia del primer pensamiento que tuvo, el Creador se dio cuenta de que podía expresarse a sí mismo y crear.

Y esto, a día de hoy, sigue siendo tan cierto como la primera vez que sucedió.

La Relación entre el Creador y Tú

Es posible que, al oír esta historia, alguien se pregunte por qué hemos retrocedido tanto en el tiempo. De entrada, puede parecer que nuestra vida cotidiana no tiene demasiada relación con el origen de la creación.

Pero no es así en absoluto. Para entender bien nuestra vida en general, y las emociones en particular, es crucial entender ese momento inicial.

Por tres motivos.

El primero es que esta historia de la creación no es una historia lejana sobre un ser desconocido: en realidad es nuestra historia.

Aunque lo hemos olvidado, nosotros somos ese ser que tuvo el primer pensamiento. Nosotros somos el Creador. Simplemente nos hemos introducido en una forma humana durante un tiempo (más sobre este tema aquí).

El segundo es que, dado que somos el Creador, también creamos nuestra vida con nuestros pensamientos. Este es uno de los conocimientos más importantes de la existencia, y poco a poco lo estamos volviendo a recordar: no creamos nuestra vida a través de nuestras acciones, como a menudo creemos, sino a través de los pensamientos. Todo lo que vivimos surge de lo que pensamos (más información sobre esto aquí).

Y el tercero es que en ese momento inicial se encuentra la esencia de nuestra felicidad.

Decíamos que, cuando tuvimos el primer pensamiento, sentimos una gran alegría, porque vimos que podíamos expresarnos y crear. Y esto sigue siendo válido en nuestra vida actual.

Piénsalo un instante. ¿En qué momentos de tu vida te sientes bien? A veces creemos que nos sentimos bien cuando estamos haciendo cosas que nos gustan o cuando las circunstancias que nos rodean son agradables. Pero esto no es cierto. Podemos estar en un entorno aparentemente favorable y sentirnos tristes, por ejemplo.

El motivo es que nuestras emociones no dependen de factores externos, sino de nuestros pensamientos. Nos sentimos bien cuando estamos pensando en cosas que nos gustan.

O, lo que es lo mismo: nos sentimos bien cuando tenemos pensamientos constructivos.

Y esto es exactamente lo mismo que sucedió en el primer momento de la creación.

De hecho, cada instante de nuestra existencia es una repetición de ese momento creativo inicial. Cada instante de tu vida tienes la oportunidad de crear un nuevo pensamiento; igual que hiciste la primera vez. Y si ese pensamiento es luminoso y constructivo, te sentirás bien.

Igual que la primera vez.

El Origen de las Emociones “Negativas”

Con todo lo que hemos explicado, ya podemos tener una imagen clara de lo que son las emociones “positivas”: son una sensación que se produce en nosotros cuando tenemos pensamientos constructivos.

Cuando tenemos pensamientos que van a favor de la vida, nuestra esencia creadora se expresa de forma pura y luminosa, y nos sentimos bien.

Ahora bien, ¿qué sucede cuando tenemos pensamientos que no van a favor de la vida? ¿Qué sucede cuando tenemos pensamientos del tipo “esto no me gusta”, “esto es feo” o “esto no debería existir”?

Pues que entonces nos alejamos de la belleza de la creación. Nos alejamos de nuestra esencia creadora y nos sentimos mal.

Así pues, todas nuestras emociones, tanto las agradables como las desagradables, son una respuesta a nuestros pensamientos.

Y, dado que los pensamientos son la herramienta con la que creamos la realidad, las emociones son una respuesta a lo que estamos creando en cada momento.

Qué Son las Emociones Realmente

Resumiendo todo lo que hemos explicado, podemos decir que las emociones son una sensación que se produce en nosotros cada vez que creamos un nuevo pensamiento.

Si es un pensamiento constructivo, nos sentimos bien.

Y si es un pensamiento no constructivo, nos sentimos mal.

Así que, entre otras cosas, las emociones nos recuerdan continuamente lo que realmente somos.

Todos nosotros somos el Creador. Y nuestra esencia es crear cosas hermosas.

Si nos sentimos bien, significa que estamos haciendo exactamente esto.

Y si nos sentimos mal… significa que nos hemos despistado un poco 😉

Un gran abrazo,

Jan

32 respuestas a «Qué Son las Emociones Realmente»

Gracias Jan por tanta luz como aportas a mi vida.
Importantísimo recordar que somos creadores de nuestras vidas.
Saludos cariñosos.

Perfectamente explicado. Éste no es un tema importante, es EL TEMA. Cuando recuerdas que eres creador de absolutamente todo lo que te ocurre, tu vida cambia. Esta sociedad nos ha enseñado que no somos nada, que lo que nos pasa es cuestión de suerte (buena o mala). Pero gracias a personas como tú, esta mentira se va desmoronando. Pensemos «bien»!
Un abrazo

Qué importante recordarnos que nosotros tenemos el poder para crear nuestra vid, y de que la llave de nuestra felicidad está dentro de nosotros.

Gracias, gracias, gracias

Muchas gracias Jan por este artículo. Estamos permanentemente inmersos en el mundo emocional pero no se nos enseña cómo manejarlo.

Buen día Jan, gracias por tu aporte. Los pensamientos dirigen nuestras acciones, por eso pensemos positivamente para que las acciones sean constructivas en la vida. Grs.
Exitos.

Gracias Jan tus artículos son muy importantes y nos ayudan a tener una vida más plena ya que aprendemos de los temas tan profundos que nos enseñas. Gracias gracias gracias.

Muchas gracias Jan por que cada día nos regalas ese hermoso don de seguir viviendo y que la vida si tiene sentido, bendiciones amigo.

Hola Jan, muchas gracias por tu articulo, totalmente cierto, lo he ido comprobando en mi vida, y lo sigo haciendo, si, nosotros mismos bamos construyendo nuestro futuro.me gustan mucho tus articulos . Gracias.

Bien dicen que pensar es crear, a partir de mis pensamientos creo salud, bienestar, felicidad, prosperidad o todo lo opuesto. Uno de mis lemas de vida y que le he enseñado a mis hijos es «pensar bonito» y tu reflexión, en este artículo, me permiten entender que através de esos pensamientos estoy creando emociones positivas, si pienso bonito me siento y me proyecto de la misma manera.
Gracias Jan

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *